Dejusticia invertirá la contribución de Open Society en su fortalecimiento interno y el lanzamiento de dos programas de impacto global. | Archivo

Dejusticia recibe apoyo de Open Society Foundations para fortalecer sus capacidades y operaciones

Esta financiación permitirá el fortalecimiento de Dejusticia, la consolidación de una estrategia de formación práctica en derechos humanos y de un programa de solidaridad con integrantes del movimiento de derechos humanos.

Por: Dejusticiaenero 19, 2019

Dejusticia recibirá una contribución gradual de US$2,6 millones de Open Society Foundations y se compromete a recaudar US$7,4 millones de otras fuentes de financiación hasta 2025. Sobre este segundo recaudo, Open Society dará fondos de contrapartida en una proporción de uno a uno. Con esta contribución, Dejusticia espera convertirse en un nodo para la acción, la reflexión y la colaboración de alto impacto entre organizaciones de derechos humanos del Sur Global.

Open Society Foundations fue creada por el reconocido empresario y filántropo George Soros, quien se ha dedicado a luchar contra la intolerancia y el autoritarismo por más de tres décadas a través de su compromiso con la promoción y defensa de los derechos humanos y la libertad de expresión. En este sentido, Dejusticia coincide en promover ideas y respuestas efectivas frente a los retos del populismo autoritario, el incremento de la desigualdad y el supuesto fin de los derechos humanos a nivel nacional, regional y global.

De acuerdo a Vivian Newman, directora (e) de Dejusticia, “nuestra organización está muy agradecida con Open Society Foundations, pues desde hace varios años hemos contado con su respaldo para desarrollar autónomamente los objetivos que nos han guiado desde siempre. En esta ocasión, la contribución de Open Society es muy significativa y nos impulsa a consolidarnos como organización pero, más importante aún, nos permitirá desarrollar iniciativas en áreas específicas en las que actualmente hay vacíos en el movimiento de derechos humanos”.

Dejusticia invertirá la contribución de Open Society en su fortalecimiento interno y el lanzamiento de dos programas de impacto global. El primero, será la creación de una escuela práctica de derechos humanos con sede en Bogotá, que proveerá oportunidades de colaboración y desarrollo de habilidades para activistas en Colombia y el Sur Global. El segundo, será el lanzamiento de un programa de becas para defensores de derechos humanos que requieran alejarse de la presión en sus lugares de origen y trabajo por un tiempo, ofreciendo un espacio de diálogo y trabajo común entre activistas.

Asimismo, la organización mejorará su resiliencia frente a riesgos financieros y tecnológicos a través de la creación de capacidades para asegurar su trabajo y reservas financieras que  garanticen la continuidad de sus operaciones. Dejusticia espera que la confianza de Open Society Foundations, que se incrementa con este apoyo, redunde en beneficio de comunidades empoderadas, incluidas e incluyentes y le permita seguir contribuyendo a generar cambios sociales.

De interés:

Powered by swapps